Entradas

ANEF interpela a ministro de Justicia por maltrato reiterado a trabajadora Sename

El viernes, en la visita del ministro de Justicia, Hernán Larraín a Puerto Montt, la organización gremial decidió interpelarlo respecto a la situación de la trabajadora Ana Flores. En la oportunidad, la presidenta de la ANEF Los Lagos, Pamela Espinoza, expuso algunas de las denuncias y situaciones irregulares que rodean a la directora regional en Los Lagos del Sename, Lilian Peña Castillo.

Espinoza afirmó que la directora cuenta con múltiples denuncias de maltrato laboral, además de una gestión deficiente. También, que en el caso de la trabajadora Ana Flores, han debido compensarla con cerca de 64 millones de pesos, “solamente por cobrarse asuntos personales contra funcionarios”.

A ello agregó que existen dudas respecto a la forma en que la directora pudo acceder al cargo que ocupa sin tener experiencia en materia de infancia. La presidenta de la ANEF señaló al jefe de la cartera de Justicia que la situación es “impresentable, por eso queremos apelar a que usted interceda en esta situación”.

Dos desvinculaciones

La trabajadora Ana Flores Arriaza ingresó al Servicio Nacional de Menores en septiembre de 2017. En diciembre de 2018 ocurre una situación familiar con su hija, de en ese entonces de 34 años, en la que intervino Carabineros. Y, tras ello, la Dirección Nacional de SENAME de aquella época decide terminar su contrato.

Flores llevó su caso a la Corte de Apelaciones, y posteriormente en la Corte Suprema. En ambas instancias, se confirma que la trabajadora debe ser reincorporada a su cargo. Además, se ordena que todas las remuneraciones que debió percibir en el periodo que estuvo ausente sean pagadas.

Respecto a esta situación, Flores relata que la directora Lilian Peña acudió a los medios de comunicación e incluso mintió respecto a delicados hechos que ocurrieron en su hogar. La noticia efectivamente fue recogida por diferentes medios locales.

Luego, al 29 de noviembre de 2019, la Dirección Nacional de SENAME decide no renovar su contrato. Ante esto, Flores decide acudir a la Contraloría, para denunciar el hostigamiento y acoso por parte de Ia directora regional de SENAME de Los Lagos, Lilian Peña. Finalmente, Contraloría ordena al Servicio incorporar a sus funciones nuevamente a la trabajadora. Pagándole las remuneraciones correspondientes al tiempo que estuvo alejada de sus funciones.

Posterior a su revinculación, la trabajadora es informada de que la directora regional ordeno reabrir tres sumarios en su contra. Procesos respecto a los cuales su abogado no ha podido recibir ningún tipo de información, pese a requerirla en diferentes oportunidades.

Sólo le entregaron dos opciones

Luego, se le informó vía reunión telemática respecto a la separación del Sename en dos instituciones. Y se le presentan dos opciones, postular al Servicio mejor Niñez o recibir una indemnización por retiro voluntario, correspondiente a unos 14 millones de pesos.

Esto puso a la trabajadora en una difícil situación. Ya que “independiente de que sea lo mismo, tu postulas a otro ministerio. Y es sabido, que, si tienes tres sumarios abiertos, con qué patas vas a ir a postular a otro ministerio”, afirmó Flores.

Es por ello, que su abogado emprendió diferentes acciones para concluir estos sumarios. De forma que llegado el momento la trabajadora pudiera postular. Finalmente llegó la fecha en que se separó el Servicio y nunca recibió una respuesta apropiada. Por lo que comenzaron acciones judiciales.

Acusa verse forzada a dejar el Servicio

Pero la trabajadora cuenta que desde Sename le informaron que “si sigo en esto y pierdo, no iba a poder pedir la indemnización porque no es atemporal. Comprenderás que quedé sin trabajo, tengo que pagar dividendo, tengo que pagar colegio, yo estoy separada. Dije qué hago, tengo que pagarle a un abogado. Y si no me pagan los 14 millones y pierdo.”

Flores informó al Sename vía correo electrónico que no aceptará esta propuesta de postular o aceptar la indemnización. Debido a la situación en que se encuentra con procesos sumarios en su contra. Pese a ello, recursos humanos contacta a la trabajadora. Para señalarle que, tras haber aceptado esta alternativa, su vinculo laboral terminará y le será pagada esta indemnización.

La trabajadora cuenta que esta serie de situaciones le ha provocado un gran estrés, e incluso problemas psiquiátricos. Ya que dejó su vida profesional y privada “literalmente en el suelo”. Además, la trabajadora agregó que no ha sido la única en tener problemas con la directora regional. “Me he encontrado con funcionarios que lo han pasado muy mal, porque ella es así. No le gusta una persona y la deja mal, le va cerrando puertas. Yo creo que es algo personal.”

Respuesta de la directora regional Sename Lilian Peña

Al ser consultada respecto al caso, la directora regional afirmó no tener injerencia o antecedentes respecto a las dos desvinculaciones a las que la trabajadora fue sometida. Además, Peña agregó que la trabajadora “presentó su renuncia por la división del Servicio” de forma voluntaria.

La directora agregó que “no existe ninguna denuncia en contra de esta directora” en cuanto a maltrato o acoso laboral. Y respecto a los procesos tanto en Contraloría, e incluso, en la Cámara de Diputados, afirmó que “cada vez que ha habido algún requerimiento se ha respondido cabalmente y con todos los antecedentes que han sido solicitados.”

Redacción: Manuela Barrueto

Fotografías: Seremi de Justicia Los Lagos

Centros de reclusión, sus medidas y temores a causa de la pandemia.

Centro de reclusión.

[aux_quote type=”intro-splitter” text_align=”left” quote_symbol=”1″ title=”title” extra_classes=”custom-css”]Somos pocos funcionarios los que estamos a cargo de estos chicos y si uno de nosotros se contagia cae completo un turno y no tenemos gente de recambio”.[/aux_quote]

[aux_dropcap style=”classic”]L[/aux_dropcap]a pandemia del Covid-19 ha desatado una serie de desafíos a la estructura y organización del país. Hasta el momento, poco hemos hablado sobre los riesgos de quienes se encuentran privados de libertad. 

La población penal en la región de Los Lagos, según las estadísticas de Gendarmería, bordean una tasa de reclusión de 184 por cada 100 mil habitantes.  Al igual que otras instituciones, con alta aglomeración de personas, los centros de reclusión se encuentran sometidos a estrictas medidas sanitarias para evitar los posibles contagios producto del coronavirus.

La pandemia, que angustia e inquieta a toda la población, también hace eco en quienes se encuentran privados de libertad. Una serie de medidas que son aplicadas en las cárceles del país, dan cuentan de la situación en la que gendarmería e internos comparten el mismo mensaje “todos corremos riesgos” como lo expresó Christian Rubilar, dirigente Anef y trabajador de Gendarmería.

“Las visitas a los reclusos pasaron de tres a una por semana y sólo dos personas por interno pueden ingresar; llevamos un control de temperatura en la entrada el Centro de Detención y se ha implementado la campaña de vacunación contra la influenza. Sin embargo, ha sido el manejo de la información y orientación hacia la población penitenciaria lo más gravitante, para evitar cuadros de angustia” estas son algunas de las medidas aplicadas en el Centro de Ancud, relatadas por Rubilar.                

En el caso de los gendarmes, cuentan con mascarillas y guantes para realizar su labor. Rubilar indica que la misma Dirección Regional y el equipo asesor capacitaron a los efectivos de la región en cuanto a la enfermedad, los riesgos del Covid-19 y los mecanismos de prevención. 

Pero la medida más importante y aplicada como un ensayo forzado, que puede perdurar en el tiempo es la “video-audiencia”, donde imputados, magistrado, fiscales y defensores mediante trabajo remoto  realizan las audiencias más urgentes. Christian Rubilar visualiza que de estas experiencias se van a recoger aprendizajes para modernizar estas tarea en el futuro.   

Una visión más aguda es la que nos presenta Pablo Zúñiga, educador de trato directo del CIP CRC, centro penitenciario de menores en Puerto Montt.  Actualmente, el centro cuenta con un población muy reducida, sin embargo, tal cual como nos relata “tenemos una gran preocupación.  Si bien como institución (SENAME) se han tomado resguardos, somos pocos funcionarios los que estamos a cargo de estos chicos y si uno de nosotros se contagia cae completo un turno y no tenemos gente de recambio… estos son problemas que enfrentamos ante una situación nunca antes vivida” recalca.

Al interior del centro se reconoce un nivel de ansiedad mayor al acostumbrado. Es que a través de la televisión y las comunicaciones que los jóvenes tienen con sus familias perciben una compleja realidad. “Se van afectando en la medida que saben que sus cercanos han ido perdiendo su fuente laboral…. Uno de los chicos está muy angustiado pues ya sabe que su abuelo perdió su fuente de trabajo en el Mercado de Osorno” nos explica.

“Aunque intentamos con ellos aplicar medidas preventivas por el Coronavirus, conservar la distancia durante las visitas es imposible….ellos tienes esa única oportunidad en la semana para  abrazar a sus queridos, sus familiares, sus pololas… “ concluyó Pablo.

Centros de reclusión, sus medidas y temores a causa de la pandemia. por Rousse G.